Chile investiga por abusos a 158 personas relacionadas con la Iglesia católica

La Fiscalía de Chile ha investigado a 158 personas relacionadas con la Iglesia católica, la mayoría de ellas clérigos pero también seglares, en las pesquisas de 144 casos de abusos sexuales o de otro tipo realizadas en los últimos años, tras la oleada de denuncias que ha conmocionado al país y forzado la renuncia de todos los obispos chilenos, aunque el papa Francisco solo aceptó la de cinco de ellos.

El director de la División especializada en Derechos Humanos, Delitos sexuales y Violencia de Género, Luis Torres, ha detallado que, en su mayoría, se trata de casos ocurridos desde el año 2000, cuando entró en vigor la reforma procesal penal. Además de estos, hay otros casos más antiguos, algunos que se remontan a los años 60 del siglo pasado, y que no se han resuelto todavía, ha señalado Torres.

Hasta el momento se ha identificado a 266 víctimas, de las que 178 eran menores al sufrir los abusos y 31 eran adultos, mientras que del resto no se ha precisado su edad, ya que el cómputo recopila los informes de las Fiscalías regionales, de organizaciones sin fines de lucro y de las distintas diócesis chilenas.

De las personas investigadas, 74 están clasificados por la Fiscalía como obispos, sacerdotes o diáconos diocesanos que no pertenecen a ninguna congregación, mientras que otros 65 obispos, sacerdotes o diáconos sí pertenecerían a ellas. También hay diez seglares a cargo de pastorales parroquiales o pertenecientes a colegios, y otras nueve quienes no se especificó su función.

La Fiscalía ha determinado, según Torres, que “la gran mayoría de los hechos denunciados corresponden a delitos sexuales cometidos por sacerdotes párrocos o personas vinculadas a establecimientos educacionales”.

Con todo, también se investigan cinco casos de “encubrimiento u obstrucción a la investigación contra superiores de congregaciones u obispos a cargo de una determinada diócesis”.

En cuanto al estado de las investigaciones, 34 de ellas se encuentran en diligencias pendientes, pero el resto ya han concluido, con el resultado de 23 sentencias condenatorias, una absolución, cuatro casos de suspensión condicional del procedimiento, siete de sobreseimiento definitivo y 43 casos archivados de forma provisional, al no existir antecedentes suficientes.

Los casos de abusos sexuales han conmocionado desde hace años a la Iglesia católica chilena y el pasado junio el papa Francisco aceptó las renuncias de cinco obispos, después de que 34 miembros de la Conferencia Episcopal de Chile pusieran sus cargos a disposición del pontífice tras ser citados en El Vaticano.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: